martes, mayo 09, 2017

Las autolesiones… ¿Moda o enfermedad?

Para muchos este tema de cortarse se ha convertido en algo tan común, que a veces parece que esta conducta es parte de la vida normal y el desarrollo de un adolescente en nuestra época. La realidad, es que esta conducta de autolesión puede provenir de un trastorno de la personalidad el cual se está convirtiendo en moda y que se está manifestando grupalmente como una forma de escape a un sentimiento de impotencia, baja autoestima y sobre todo un llamado de atención a la sociedad a la que estos jóvenes pertenecen.

La autodestrucción, que se manifiesta en cortes, quemaduras, rasguños, arañazos, tirones del pelo, golpes (sobre todo en la cabeza), auto lesiones, cualquier forma de producción de dolor es una forma de expresar el sufrimiento, una forma no verbal de comunicación donde los sentimientos se transmiten visualmente a través del cuerpo. Generalmente, se usa para liberarse de sentimientos de rabia, ira, tristeza, soledad, rencor y dolor emocional. Se efectúa para liberar esas emociones que el auto agredido no puede expresar, también, a veces, ante el sentimiento de no estar vivo, los auto flageladores se cortan para cerciorarse de que siguen vivos. Cuando los jóvenes se cortan, las endorfinas son rápidamente segregadas al torrente sanguíneo, provocando una sensación de relajamiento, Las endorfinas son químicos producidos por el sistema nervioso y, como cualquier otra droga, crean una sensación que los ayuda a olvidar los pensamientos y sentimientos desagradables mientras dura el efecto de éxtasis que les produce la acción de cortarse.

Lamentablemente, este mal “hábito” puede convertirse en una adicción. Mientras más veces se corte un niño para librarse del dolor emocional, más urgencia sentirá en hacerlo de nuevo. Por ello es importante que reciba ayuda prontamente. Cortarse también puede ser una conducta por imitación inspirada en videos accesibles en YouTube que muestran a otras niñas haciéndolo. Estos videos tienen el efecto de normalizar dicho comportamiento y por lo tanto incentivarlo, de allí que es muy importante la supervisión de los padres.
¿Qué hace que un niño esté en riesgo de cortarse?
  • Baja autoestima
  • Manifieste ansiedad, depresión, trastornos alimenticios o bipolaridad.
  • Haber sido abusado sexual y físicamente
  • Tenga conductas de aislamiento o se sienta rechazado
  • Manifieste inseguridad en las relaciones interpersonales.
  • Sea perfeccionista
  • Este involucrado en conflictos frecuentes o posea cambios bruscos de animo
  • Impulsividad
  • Sea arriesgado
Señales de alerta del cortarse
Si sospecha que su hija/o pudiera estar cortándose pero no está segura, esté atenta a estas señales:
  • Habla acerca de autolesionarse
  • Cicatrices sospechosas
  • Heridas que no sanan o que empeoran
  • Cortadas en el mismo lugar
  • Se aísla
  • Colecciona herramientas afiladas como pedazos de vidrio, imperdibles, tijeras, etc.
  • Usa camisas de manga larga aunque hace calor
  • Evita actividades sociales
  • Usa muchas curitas adhesivas
  • Se niega a entrar al vestidor o a cambiarse de ropa en la escuela
Romper el ciclo de autolesiones no es sencillo. El proceso del tratamiento puede ser un momento emocionalmente difícil para todo el núcleo familiar y en especial para su hija/o. Ayudará si le hace saber que cuenta con su apoyo y usted se hace partícipe del proceso de recuperación, ofreciendo comprensión, cuidado y amor incondicional.

lunes, mayo 08, 2017

Consejos para calmar la ansiedad en el embarazo.

Cuando estamos embarazadas es normal que las mujeres nos pongamos un tanto ansiosas aunque seamos una persona de lo más tranquila. Algunas veces la futura mamá se siente nerviosa, la preocupación, su nuevo estado, etc. Pero hay que diferenciar estas situaciones normales a las de la verdadera ansiedad.

Situaciones Normales son los cambios que implica la maternidad, la preocupación por el desarrollo del bebé, la gran carga afectiva que llevamos dentro y preparar el hogar para la llegada del bebé son síntomas del famosamente conocido síndrome del nido.

La ansiedad es un problema psicológico que a veces ocasiona algunos síntomas físicos como pueden ser los mareos, la fatiga, la dificultad de respirar, etc.

La relación que existe entre la dieta y la ansiedad es bastante clara, ya que los estudios indican que toda alimentación influye directamente en nuestra manera de comportarnos, de sentir… pero además la falta de algunas vitaminas en nuestra dieta, es un factor potencial para que aparezca la ansiedad.

Nos da por hacer obras en casa, ordenarlo y reordenarlo todo una y otra vez, cambiar la decoración, mover muebles… En fin, una cantidad de cosas provocadas por la ansiedad, especialmente en la última parte del embarazo.

La relación que existe entre la dieta y la ansiedad es bastante clara, ya que los estudios indican que toda alimentación influye directamente en nuestra manera de comportarnos, de sentir… pero además la falta de algunas vitaminas en nuestra dieta, es un factor potencial para que aparezca la ansiedad.

Para combatir la ansiedad de forma natural durante el embarazo, es importante mantener una dieta con alimentos ricos en vitaminas del tipo B, ricos en magnesio, en fósforo y vitamina C. Estas vitaminas mejoran el estado general del sistema nervioso y el estado anímico. Puedes aportarlas a tu organismo con los cereales integrales, las verduras de hoja verde, los productos lácteos, etc.

Por otra parte también puedes aumentar el nivel de magnesio con los frutos secos, las acelgas, etc., pues hay que tener en cuenta que cuando la hay ansiedad, se tiene un déficit de este mineral en el organismo.

Complementar tu dieta con plátanos y productos lácteos, en especial el queso parmesano, emmental o gruyere, te ayudará a regular los procesos nerviosos que mediante el fósforo. En cuanto a la vitamina C, todos los cítricos la contienen, pero además el pimiento o los tomates también darán un aporte extra de vitamina C.

Si mantienes una dieta adecuada y dedicas un tiempo para relajarte, conducirás tu embarazo satisfactoriamente evitando además el posible riesgo de un parto prematuro.

No olvides que el agobio y la ansiedad no son buenos compañeros en esta etapa, por lo que debemos procurar serenarnos y seguir algunos consejos como éstos para canalizarla lo mejor posible:

* Hacer gimnasia: hay actividades físicas muy recomendables durante el embarazo como yoga o natación que te servirán para conectar con tu cuerpo y desconectar de la ansiedad.

* No hacer nada: exactamente. Cuando te sientas muy ansiosa, tómate un tiempo para ti. Pon velitas, música y relájate practicando técnicas de respiración en el rincón favorito de tu casa.

* Pasear: Dar largas caminatas es un ejercicio muy bueno. Te hará muy bien al cuerpo, además de distraerte.

* Rodéate de afectos: habla de tus dudas y miedos con las personas que más cerca de ti están. Encuentra momentos especiales para disfrutar con tu pareja y hablar de lo que sienten.

domingo, mayo 07, 2017

Conociendo el mundo de los Emos

Los emos son un movimiento que ha obtenido bastante popularidad en las dos ultimas décadas, en algunos países el movimiento emos es rechazado y considerado una sexta debido a las acciones ritualisticas de índole autodestructivo que su integrantes realizan. Sin embargo mucho de los participantes de este movimiento son jovenes simples que buscan tener una identidad.

El origen del movimiento emos no es tan exacto y conocido, pero dentro de las investigaciones que he realizado de ellos estos surgen de una estrecha relación con el estilo musical urbano “emo”.

La palabra Emo, proviene de la abreviatura de la palabra inglesa emotional que en español significa, emocional o emotivo. La palabra Emo realmente corresponde a un estilo de música urbana que tiene auge a finales de los anos 80 y este termino se utilizaba para calificar a las bandas de la escena musical underground de Washington D.C.

A mediados de los años '90, el género emo adoptó otros patrones sonoros creados por Sunny Day Real State, siendo hoy en día, el término Emo a nivel musical utilizado para etiquetar bandas de diversos estílos como el rock alternativo, el pop punk, el post-hardcore e incluso el metalcore.
Ahora bien, Los Emos, palabra terminada en “S”, refiere a los seguidores de este estilo musical y de bandas particulares. Si ustedes observan la vestimenta, el aspecto y el comportamiento de los punk, de los góticos, y de los rockeros, etc, estos se asemejan mucho en su estilo de vestimenta oscura, prefiriendo el color negro, su palidez y su delgadez. Ahora bien, como jóvenes al igual que paso con la música en los conciertos urbanos todos goticos, punk, rockeros y adeptos a las bandas emo asistían sobre todo cuando eran series de bandas en grupos y es allí adonde se comienza a crear una particular forma de presentarse y diferenciarse de los demás movimientos y esto fue a través del característico corte de cabello o peinado grafilado que cubre el rostro de los llamados Emos.

Existen bastantes tribus dentro de los Emo, están los EmoPunks, los Screamo y otras variaciones, pero todos ellos podemos perfectamente diferenciarlos de los demás movimientos porque ellos han incorporado al estilo de peinado y cabello otros elementos como el aspecto afeminado, el color muy negro del cabello que cae sobre los ojos y en algunos casos tapando completamente la mitad del rostro, su atuendo siempre es oscuro o en colores muy brillantes, un maquillaje dramático, y pantalones muy ceñidos al cuerpo que dejen ver parte de su ropa interior.

En muchos países latinoamericanos estos movimientos han sido copiados por los jóvenes simplemente como una moda a seguir, un estilo que se aleja de la realidad del comportamiento que tienen estos movimientos en Europa y en los Estados Unidos.
A nivel psicológico se ha observado que Los Emos, son personas con una alta sensibilidad, todos provienen de núcleos familiares adonde los padres no han sabido identificar esta sensibilidad y les han maltratado psicológica y físicamente agravando el proceso de rebeldía que se manifiesta en la pre-adolescencia.

Los Emos se identifican con un estilo de música que habla y manifiesta su sentir de tristeza o melancolía y la incomprensión de la cual son victimas, son jóvenes imitando algo que les parece cool y que conocen a través de la internet o los medios de comunicación.

Los llamados Emos se identifican entre ellos porque aseguran que el mundo que los rodea no los entiende y copian tendencias y patrones conductuales muchas veces creando trastornos verdaderos en su personalidad que solo lleva al joven a autodestruirse.


Es importante que sepan los padres que tienen hijos en esta denominación que ellos tienen continuamente una pena que no los deja vivir a plenitud y los consume, su aspecto físico solo busca representar su estado de ánimo y su actitud con respecto a lo que sucede en el mundo que tienen en su cabeza.


PORQUE LOS EMOS SE CORTAN LA PIEL?

La razón principal que los motiva es que ellos consideran que esa es la única forma de dejar salir todo el dolor que según ellos les quema por dentro. Muchos de estos jóvenes sueñan con el suicidio y en algunos casos lo han llevado a cabo incluso a nivel colectivo, por ello es tan importante que los padres se eduquen y busquen la forma de ayudar a su hijo a identificarse con el mismo y que el gusto por determinado tipo de música no los debe llevar a imitar un comportamiento que rompe su personalidad.


Todos los jóvenes son victimas de grandes presiones sociales, pero esta denominacion en especial sus presiones obedecen a su baja estima y su falta de personalidad e identidad, muchas veces los emos son tildados de falsos y de estar siempre con poses, de sufrir un dolor irreal y buscar ser el centro de atención, esta es otra razón por la cual se cortan.


El incomprendido mundo de los Emos, se vuelve real en los millones de foros anti-emo existentes en la Web; en ellos, se burlan de su estilo de vida y su filosofía, pudiendo esto convertirse en un factor de peligro para los adolescentes que forman parte de esta comunidad, ganándose enemigos en diferentes partes del mundo.

Esta corriente juvenil que lleva la tristeza como bandera, congrega jóvenes que se entienden entre ellos mismos y en algunos países han sido víctimas de golpizas y rechazo por la filosofía que profesan. Hay casos en que la incomprensión de su mundo supera los límites de la realidad y recurren a actos violentos para con ellos mismos y su cuerpo, exponiéndolos no sólo a infecciones por las cortadas, sino a enfermedades mortales como el SIDA.


La comunidad de jóvenes que a diario sufre por algún motivo llámense Emos, góticos, homosexuales, es una realidad mundial; muchos padres ignoran el daño al que están expuestos sus hijos en la sociedad gracias a que ellos no tomaron en serio el rol de ser padres e hicieron algo para rescatar a sus hijos en sus etapas tempranas de desarrollo. Aunque no pretendo generalizar, es necesario darse cuenta que como padres debemos aprender a manejar los medios de influencia a los que se exponen nuestros hijos.


• Involúcrense con el internet.


• Escuchen las letras de las canciones que escuchan sus hijos.


• Conozcan las tendencias musicales que le atraen, pregúnteles porque?


• Observen los programas de Tv que sus hijos miran.


• Conozcan a los amigos de sus hijos.


• Vayan con mas frecuencia a la escuela de sus hijos, hablen con sus maestros, no se si aquí se permite pero soliciten la visita de supervisión en el salón de sus hijos, es decir que le permitan la visita sorpresa para que usted vea el comportamiento en su entorno.


• No permita que su hijo ande de noche en la calle.


• Supervise sus cuadernos.


• Este atento a los cambios que presenta en ropa, maquillaje, amistades, lugares, películas que ve en el cine, etc.

En fin…tome el rol de ser padre.

martes, marzo 28, 2017

Lo que debe y lo que No debe hacer un padre


Ser padre nunca es fácil especialmente cuando sus hijos llegan a la edad de adolescencia. Éste es el momento cuando ellos tratan de ser más independientes.

Aquí encontrará algunas sugerencias que le ayudará en facilitar la experiencia:

LO QUE UN PADRE DEBE HACER:

- Concentrarse en lo positivo.

- Sea consistente en notar y apreciar el comportamiento positivo de su hijo.

- Trate de establecer un modelo sano de recompensa a su hijo cuando actúa en una manera positiva.

- Los jóvenes aprenden con el ejemplo.

- Sea un modelo de comportamiento que le gustaría ver en su hijo.

- Si quiere que sean honestos y abiertos usted también tiene que ser así.

- Sea consistente con las reglas que impone y en las maneras en que espera que su hijo las siga.

- Reconozca sus propios errores.

- Su hijo necesita saber que usted también comete errores pero que usted actúa de una manera responsable para corregirlos.

- Haga preguntas. Cómo pasaste el día? Cómo te sientes? Aprendiste algo interesante hoy? Has conocido a alguna persona? Con hacer preguntas y escuchar atentamente, usted puede mantener las líneas de comunicación abiertas con su hijo y le demostrará a su hijo que usted de veras tiene un interés en su vida.

- Escuche activamente. Ponga atención a las emociones juntas a las palabras y repítalas a si mismo. Si su hijo confía en usted que, por ejemplo, "odia la escuela," contéstele con "parece que estás pasando por algo muy difícil en la escuela. Qué pasó? Esto puede ayudar a su hijo a empezar a comunicarse con usted, y usted entenderá la situación. Si usted está ocupado con una actividad explíquele a su hijo que éste no es el tiempo apropiado para poder charlar pero que usted está interesado en comunicarse con él. Dedique tiempo más tarde para poder escucharle. De esta manera el tendrá toda su atención.

- Hable y comparta libremente el orgullo que usted siente por su hijo y complemente cualquier evento positivo.

- Establezca reglas realistas.

- Considere ser más flexible con los quehaceres de la casa. Por ejemplo, si usted le ha mandado a su hijo llegar a casa a la una, pero los compañeros de sus hijos tienen permiso para quedarse más tarde, dele permiso de quedarse más tarde y hágalo responsable para observar esa regla. Esto creará confianza y un sentido de responsabilidad.


LO QUE UN PADRE NO DEBE HACER:

- Ser demasiado crítico. Criticar todas las cosas enfoca en lo negativo. Acuérdese que todos cometen errores y es mejor enfocar en enseñarle a su hijo aceptar los errores como una experiencia de la vida. Y usted debería hacer lo mismo.

- Decir una cosa pero hacer lo contrario. Los jóvenes encuentran que esta manera de "decir una cosa pero hacer lo contrario" es ser un hipócrita y para ellos es confuso.

- Cambiar la manera de pensar y las reglas de la casa constantemente puede llegar a manipulación.

- Ignorar el comportamiento de su hijo. Si ignora cambios repentinos del comportamiento de su hijo que afecta la manera en que duerme o come. Usted puede estar ignorando un problema más grande.

viernes, marzo 10, 2017

¿Cómo criar a un niño espiritual?


La espiritualidad es un concepto interpretativo basado en la exposición cultural y en un conjunto de convicciones que animan a las personas a creer y generar una relación con un ser superior.

La hipotesis del neurocientifico canadiense Dr. Michael Persinger profesor de la Universidad Laurentiana en Sudbury, Ontario, Canada relacionó la espiritualidad dentro de un comportamiento cerebral en el cual se generan experiencias divinas o espirituales, esta hipótesis promovio grandes controversias y desestimaciones debido a que expresa que la materia cerebral produce espiritualidad de manera innata, generando el surgimiento de la neuro espiritualidad.

Existen diferentes manifestaciones espirituales conocidas como religiones, entre las más influyentes están el hinduismo, el budismo, el islamismo, el judaísmo, el cristianismo y el catolicismo.

Hablar de espiritualidad con un niño es un tema complejo porque va a depender de la influencia religiosa que la familia profese, en este caso, que los padres tengan como base. En aquellas familias donde los padres profesan diferente tipo de creencias religiosas puede llegar a desarrollarse confusiones fuertes a nivel de espiritualidad, llevando al niño a crecer con un grado de confusión y rechazo que lo lleve a un nuevo tipo de tendencia “el ateísmo”.

Aunque los niños de 1 a 5 años son demasiado pequeños para comprender muchos de los conceptos abstractos que acompañan la vida espiritual, ellos están desarrollando otras habilidades que les ayudarán en el camino hacia la espiritualidad, entre estas habilidades están la curiosidad acerca del mundo, la habilidad de creer en cosas que no pueden ver y la tendencia a vivir casi totalmente en el momento presente.

Aunque tu hijo es un poco joven para recibir enseñanzas espirituales serias (entre 1 y 5 años), puedes empezar a fomentar su lado espiritual de muchas formas.

Puedes alentarlo a ser amable con otras personas, seres vivos o el medio ambiente, brindale bases en la compasión, el respeto y en la expresión sana del amor, hablale de las bases de tu fé y educaté para contestar a sus preguntas, teniendo en cuenta que debes utilizar un lenguaje sencillo y si es posible reforzarlo con imágenes que le ayuden a satisfacer su curiosidad. Involucralo amablemente en el camino religioso que tu elegiste, siempre fortaleciendo que como ser tendrá su libre albedrio.

Sin importar lo pequeño que sean los pasos que tomes ahora, estos ayudarán a crear las bases en las que tu hijo se regocijará  durante los momentos difíciles en su vida futura. El ser humano reacciona en épocas de crisis buscando la espiritualidad, se apoya en su fé, en sus creencias, es en esos momentos donde surge naturalmente la necesidad de aferrarse a un ser superior y buscar protección. Es una forma de ubicarnos y de interpretar eventos que no comprendemos.

Lo que puedes hacer para fomentar la espiritualidad de tu hijo dependerá de tus creencias y las de tu pareja.

Aclara tus propias creencias. Tanto si practicas una religión organizada como si no la practicas, necesitarás decidir en qué crees para poder fomentar la espiritualidad de tu hijo. Eso no significa que tengas que tener todas las respuestas, pero podrías tomarte algo de tiempo para considerar estas preguntas: ¿Crees en Dios u otro ser superior? ¿Crees que existe un elemento divino en la creación del mundo? ¿Qué crees que pasa cuando una persona muere? ¿Conoces los orígenes de tu religión y las historias que la sustentan?

Además de tus propias creencias, considera qué tipo de educación espiritual quieres para tu hijo: ¿Asistirá tu familia a una iglesia, sinagoga u otro lugar para venerar y congregarse? ¿Quieres que tu hijo asista a los servicios religiosos regularmente? ¿Planeas mandarlo a una escuela religiosa?

Si tú y tu pareja tienen diferentes religiones, es prudente decidir cómo enfocarán el tema de la espiritualidad con su hijo antes de que sea lo suficientemente grande como para confundirse con sus distintas opiniones.

Incluye la espiritualidad en su vida desde muy temprana edad. Los niños pequeños no comprenden quién es Dios, pero tampoco comprenden realmente quién es un abuelo o una abuela, aún así como padre quieres que conozca a su abuelita, así que empiezas a hablarle de ella desde el primer día. Es lo mismo con la idea de Dios o tus creencias, es algo que debes enseñar desde el amor.

De igual manera que tu hijo cree que su abuelita es una persona importante en su vida (incluso si la ve muy rara vez), te creerá que Dios también lo es. Al introducir en su vida prácticas espirituales desde una edad temprana, “como rezar juntos por las noches”, estaras dando a tu hijo una parte natural de la vida que sustenta sus raíces y su familia, tú tendrás una influencia espiritual en él antes de que la tengan otras personas.

No finjas tener todas las respuestas. Cuando tu hijo te pregunte a dónde va la gente cuando muere, contéstale sinceramente: “Nadie lo sabe con certeza”, pero algunas personas creen que se van al cielo para estar cerca de Dios. Otros piensan que nacen otra vez en un cuerpo nuevo”. Inevitablemente, tu hijo te preguntará lo que tú piensas. Si tienes una firme creencia, compártela con él. Si no, está bien admitir que hay preguntas para las cuales la gente pasa toda su vida buscando una respuesta, y ésta es una de ellas.

Usa eventos cotidianos para enseñarle espiritualidad. Las grandes ideas no siempre requieren acciones grandes. Puedes demostrar que la espiritualidad es parte de la vida diaria, incorporándola en acciones y palabras cotidianas. Al abrir las cortinas por la mañana, podrías exclamar: “¡Mira qué bonito día ha creado la naturaleza!” Y a la hora de dormir, podrías decirle: “Que Dios te bendiga, mi amor”.

Haz que tu hijo ame la naturaleza. La naturaleza es un lugar excelente para encontrar una manifestación tangible de lo divino. Los niños aprenden con todos sus sentidos: les encanta recoger una piedra, saltar en un charco o perseguir a una mariposa. Ayuda a tu hijo a ver la naturaleza como algo sagrado, demostrando tu propio amor y respeto por ella. Cuando vayan a caminar en el bosque o disfruten de un picnic en la playa, recojan toda su basura (e incluso la de otros), y sean considerados con las criaturas en su hábitat. Planta un jardín con tu hijo y haz que sea parte de su rutina diaria revisar juntos el progreso de las plantas. Empieza a recopilar un montón de desechos para fertilizante orgánico para que tu pequeño vea las sobras de la comida convertidas en tierra que usarán en su jardín. Inculca en él la idea de que la Tierra es un regalo, y que nuestra supervivencia depende de la supervivencia de nuestro planeta.

Cuéntale historias. Las tradiciones espirituales del mundo están llenas de historias diseñadas para explicar todo desde cómo fue creado el mundo hasta por qué a veces la gente hace cosas malas. Preséntale a tu hijo el concepto de que diferentes personas tienen diferentes ideas respecto a Dios, aprovechando la enorme cantidad de literatura que hay al respecto. Lean juntos historias de una Biblia ilustrada, de un libro de mitología hindú o una colección de cuentos populares judíos, modificándolos y simplificándolos según consideres necesario. Incluso si estás renuente a promover una interpretación literal de las Sagradas Escrituras, por ejemplo, leer esas historias le dará a tu hijo la oportunidad de hacer preguntas, si no ahora, cuando sea mayor. Nunca olvides que tu hijo estará expuesto a la diversidad religiosa y el conocimiento generará convicciones solidas.

Básate en las tradiciones familiares. La espiritualidad no sólo nos conecta con lo divino; también nos conecta a unos con otros y con el pasado. Si estás criando a tu hijo con las mismas tradiciones espirituales con las que creciste, puedes estar seguro como padre o madre que tu hijo continuará los rituales familiares que fueron heredados de sus abuelos e incluso de sus bisabuelos. Muéstrale fotografías de su abuelita haciendo su primera comunión o de su abuelo en la sinagoga. Déjalo pulir el par de candelabros de shabat que te regalaron tus padres. Y asegúrate de contar las mismas historias familiares durante las festividades religiosas que tú escuchaste de niño.

 




Haz que sea divertido. La religión y la espiritualidad deben ser más alegres que serias y sombrías. Anima a tu pequeño a que dibuje a Dios, invente su propia historia sobre cómo fue creado el mundo o simplemente imagine cómo es el cielo. Actúen juntos en obras teatrales o monten un espectáculo de marionetas basado en historias de la creación o en tus propios temas espirituales. Sobre todo, haz lo que la gente espiritual ha hecho durante siglos: ¡cantar y bailar! Si no te sabes canciones tradicionales, hay una gran cantidad de CDs de música religiosa. No olvides explorar también canciones y cantos de otras culturas o tradiciones.


Practica el silencio. Una vez al día o una vez al mes, tómate un momento para sentarte en silencio con tu hijo. No tienes que presentarle su momento de silencio como una elevada práctica de meditación, sino simplemente como una pausa tranquilizante en un día ruidoso. Ya sea que tu hijo use ese momento para comunicarse con lo divino o simplemente para descansar y recargarse de energía, esto le ayudará a ponerse en contacto con lo que está más allá de las minucias cotidianas.


Enséñale una forma sencilla de orar. Dile a tu pequeño que la oración no es algo que se deja sólo para los domingos o para momentos en los que se necesita ayuda con algo. Es una herramienta para comunicarse con el Ser Supremo en cualquier momento. Así que invítalo a orar contigo en diferentes momentos, por ejemplo, cuando vea algo hermoso, cuando haga algo nuevo por primera vez, al despertar o a la hora de dormir. Una oración sencilla para dar las gracias antes o después de los alimentos puede ser una forma fácil y eficaz de inculcarle aprecio por las cosas fundamentales de la vida.

Si tu hijo es demasiado pequeño para crear sus propias oraciones, ayúdale con lo que se conoce como “oraciones de ping-pong”: tú sugieres una frase sencilla como “Gracias, Dios, por…” y él la completa. La idea es que tu hijo sepa que Dios, o el espíritu divino, siempre está disponible.

Por el lado divertido, comparte momentos significativos con tu hijo: jueguen con las figuras del nacimiento, hagan una minora de plastilina o haz que tu hijo coloque velas en una kinara de Kwanzaa que representen los siete principios de la festividad.


Sigue a tu pequeño. Deja que te haga preguntas y dale muchas oportunidades para hablar de sus propias ideas respecto a estos temas. Trata de no imponerle las respuestas a sus preguntas. Si te pregunta dónde vive Dios, empieza por preguntarle qué es lo que él piensa. O pídele que haga un dibujo y te hable de él. La espiritualidad es algo que va en ambas direcciones: si escuchas atentamente a tu hijo, podrías descubrir algo en lo que tú nunca habías pensado.

miércoles, marzo 08, 2017

La virtud de ser mujer y llegar a los cuarenta.


Ser mujer es un género que conlleva a muchos papeles, nos transformamos diariamente y a cada instante para dar lo mejor de nosotras, cada decada cumplida es todo reto y mucho más cuando pasamos de los cuarenta.

Los cuarenta son una edad clave en muchos sentidos. Una edad, en la que ya se saben demasiadas cosas como para que la vida pase a nuestro lado sin hacerse nada al respecto.


Cuando se han cumplido cuarenta años ya se han cometido los errores más grandes que podamos cometer en nuestra vida o al menos es lo que esperamos. Para algunas mujeres la vida las bendice con el aprendizaje de cometer error tras error en los primeros 39 años, logrando llegar a los cuarenta con la sabiduría de una mujer de 60 años y sabiendo que a partir de ahora una se encuentra a salvo de las calamidades de la inmadurez y la falta de experiencia.

También a los cuarenta, ya sabemos distinguir a las personas, conocerlas por sus acciones y protegernos de quién puede acercarse y tomando acciones con quién debe alejarse, en esta maravillosa edad podemos separar lo original de lo falso. Saber reconocer a los amigos verdaderos.

Al llegar a los cuarenta una ha trabajado lo suficiente en su profesión como para decir que sabe lo que está haciendo. También sabe cómo ahorrar y en qué invertir su dinero. Aunque es cierto que ya no será quien corra más rápido, ni podrá correr tantos kilómetros como antes, ahora sabe la real importancia de llevar una vida saludable y de hacer ejercicios.

A los cuarenta una es más responsable con su alimentación y su estilo de vida, cuida más las horas que dedica a cada necesidad de su cuerpo. Se mira más al espejo, pero no mira lo banal, mira las huellas que le ha dejado la experiencia y las transforma en una belleza que ninguna jovencita puede ofrecer. A esta edad los baños de espuma no pueden faltar, las sesiones en los salones de belleza, los pasatiempos con los cuales entretenernos. A los cuarenta se aprecia un compañero y se sabe poner los límites y el respeto a nuestra integridad.

Cuando se llega a esta etapa, afloran los frutos de nuestro esfuerzo, de criar a nuestros hijos, de haber mantenido una amistad duradera, de haber sido leales y fieles, de habernos sacrificado y entregado como dadoras de vida lo mejor de nuestra juventud. La pareja se consolida y comenzamos a disfrutarla a plenitud.

A partir de los cuarenta tendremos la oportunidad de trabajar en lo que siempre hemos querido y no en lo que debemos, podremos disponer del tiempo que dedicamos al trabajo de la manera que nos plazca. En resumen, una ya aprendió qué es lo que no le gusta de la vida y logró apartarlo de su camino.

Las estadísticas de nuestros días, si usted tiene ahora cuarenta años, según donde viva y qué nivel de vida lleve, ofrece a la mujer otros cuarenta años por vivir. Entonces a esta edad usted tiene todas las cosas positivas que tenían sus antepasadas, y de las cuales lleva la esencia, más otros cuarenta años por vivir, puede comenzar una nueva carrera, una nueva profesión, puede casarse, ir a la universidad, comenzar un negocio, tener el mejor sexo de su vida y disfrutar por muchos años mas todo lo que ha aprendido, construido, criado y formado.

En pocas palabras, hoy en día todas las mujeres tenemos la oportunidad de vivir dos de las vidas que tuvieron nuestras ancestros. Doble en duración y, probablemente, doble en posibilidades. Aprovéchala y no olvides...

Cuidar tu físico, fortalece tu autenticidad "eres única", regalate tiempo de calidad para tí misma, cuida tu relación de parejas, pide ayuda cuando lo necesites, respeta y dale importancia a tus gustos, se organizada y no te prives de hacer actividades donde seas la protagonista y no te olvides que dios, la fé ó tus convicciones son las que te dan día a día la fuerza para seguir, por eso debes nutrir tu espiritu.




lunes, febrero 20, 2017

¿Cómo dejar de gritar y perder el control con mi hijo?

¡Eres una inútil!, ¡eres tonta! A tú edad, yo ya lo hacía solo. ¡Nunca serás nada en la vida! Tienes que estudiar para que no seas un barrendero, ¡Me tienes harta! Me arrepiento de haberte tenido… Aunque son grotescas estas frases, muchos padres las usan frecuentemente en sus hogares, adicional las acompañan de gritos y un nivel de frustración tan elevado que los lleva a lanzar objetos a sus hijos o incluso golpearles. Las frases descalificativas son más frecuentes en el mundo infantil de lo que imaginan, los adultos viven haciendo juicios de los niños que observan y tratan que sus hijos sean un modelo de buen comportamiento, aunque no tienen la base para ello.

Utilizar gritos y descalificaciones de forma repetida no solo no es tan efectivo, sino que además, es contraproducente en la formación emocional y conductual de los niños, se puede educar a los niños sin perder los nervios, para ello lo primero que debemos entender es ¿Por qué se portan mal los niños?

El comportamiento de un niño inicia desde el momento en que comienza a interactuar con los objetos y las personas a su alrededor, los niños no tienen el nivel de comprensión sobre el uso que los adultos le dan a las cosas, tampoco entienden cuales comportamientos son adecuados, simplemente ellos están explorando el mundo en función de reacciones, de allí que algunos niños cuando se sienten solos tienden a tirar o romper objetos para que los padres vengan adonde están.

Las reacciones de los niños pueden ser muy diversas, pero una de las que mas saca de quicio a un adulto es el llanto. Si el niño llora cuando es bebe, lo primero que los padres piensan es “esta enfermo” o “le duele algo”. En la etapa de gateo o inicio de movilización los padres asumen el llanto “solo quiere que lo atienda” “está llamando la atención”. En la etapa de 3 a 7 años el llanto se interpreta por los padres como “Manipulacion”. Como ven una acción puede tener distintas interpretaciones, así que antes de perder el control hay que valorar la situación y corregirla.

¿Cómo corregir las conductas en los niños?

-  Primeramente se deben tener claro los comportamientos naturales de cada etapa del desarrollo.

-  Establecer limites y normas adecuados a la edad.

- Mantener el equilibrio entre la permisibilidad y la sobreprotección.

- Acordar las sanciones con su hijo para que él sea participe y entienda cuál será la consecuencia de su comportamiento.

- Generar recompensas emocionales por los logros obtenidos y motivar a su hijo a desarrollar sus capacidades.

- No modificar los castigos, por ello es sumamente importante que estos vayan de acuerdo con la edad.

- Escuchar los argumentos de los niños ante sus acciones y hacer preguntas efectivas ¿Entiendes lo grave de lo que hiciste? ¿Te das cuenta de que pudiste lastimarte o lastimar a otro? ¿Observas que cuando algo te pone molesto reaccionas golpeando?, etc.

- No utilizar comparaciones entre hermanos, familiares o incluso con ustedes en su niñez.

- Evitar las amenazas y los chantajes.

- Evitar niveles de exigencia que trasgredan la capacidad del niño.

¿Cómo evitar el enfado y la frustración como padre?

1. Al comenzar la jornada diaria aprender a evitar las prisas, esto se logra llevando una vida organizada y unos horarios estrictos de sueño.

2. Establecer rutinas donde todos tengan responsabilidades: aseo, orden, compras, entretenimiento, etc.

3. Cuidar el vocabulario que utiliza para relacionarse con su entorno adulto. ¿Cómo puedes evitar que un niño hable mal de su hermano si cuando tu vecino se va de casa, dices que fastidio parece que no tiene nada que hacer.

4. Dejar claros los limites de espacio y respeto desde muy pequeños.

5. Respetar el gusto de los niños e involucrarlos en sus rutinas de vestimenta, no enfrascarse en disputas sobre el color de la ropa, o la forma del peinado, ellos son niños, no adultos.

6. Jugar con los niños es importante, muchos padres no se dan cuenta el alivio que pueden tener cuando actúan con sus hijos y sus muñecos las conductas que quieren corregir y le enseñan a sus hijos a educar a sus muñecos así como ustedes los educan a ellos.

7. Utilice palabras de respeto “Buenos días”, “Gracias hijo”, “Por favor”, etc.

Recuerde, ningún padre pasa del estado de calma al estado de descontrol directamente esto ocurre debido a un proceso paulatino mental donde los padres van acumulando emociones negativas y no saben soltarlas. El pensamiento es el que dicta las reacciones, así que cuando veas que te vas a enfadar, intenta tomar el control de ti. Por un stop, retírate un momento al baño, a la cocina o al patio. Respira, aprieta y suelta los puños, toma el control de la situación emocional que te perturba y no olvides que habrá ocasiones donde dejar pasar lo que está ocurriendo es la mejor solución para analizar como se retomara después de unas horas el conflicto y se manejara adecuadamente.

La capacidad de enfrentar las dificultades muchas veces no se expresa como lo deseamos, ni en los momentos adecuados, somos seres reactivos y no debemos olvidar que los hijos en su desarrollo presentan avances y retrocesos y como padres debemos estar listos para enfrentarlo. Esto es parte de la educación y nos exige una continua preparación.


martes, febrero 14, 2017

Conferencia para Padres.



24 de Febrero 2017
Conferencia para padres
"Como combatir la alteración de conducta en los hijos"
Lugar Dallas, Texas, USA
Información y registro http://mujeresusa.weebly.com/




viernes, febrero 10, 2017

Como establecer límites y hacer cumplir a mis hijos con las reglas que deben seguir.



Lo primero que los padres debemos auto reconocer es la forma en que fuimos educados y sí en nuestras vidas existe un aprendizaje basado en límites sanos o por el contrario aprendimos del castigo basado en la amenaza, el golpe o hasta incluso la vejación o humillación, por lo cual; el rechazo a la frase “sentar límites” "no" nos convierte en padres permisivos.

Los límites no son más que normas de comportamiento las cuales ayudarán al niño en su futura socialización. La frase sentar limites en realidad es la única manera de proteger física, mental y emocionalmente a sus hijos, es la única forma de evitar que ellos sean usados o manipulados. Cuando los padres establecen una forma clara de comportamiento donde el niño puede expresar su autenticidad en condiciones de respeto y normas de etiqueta social obtendrá relaciones más sanas y justas con y hacia los demás.
El papel de padre nos mantiene en una constante tensión sin importar la edad aunque ciertamente los niños pequeños y los adolescentes llegan a poner nuestros nervios en el límite.
Sea coherente
Cuando se trata de educar, es importante ser coherente. Hay muchos padres que hablan y exigen una cosa y ellos hacen otra. Los padres que no respetan las normas que como adultos deben seguir y las consecuencias que les acarrea no tendrán la condición moral de establecer normas a sus hijos y menos podrán hacerlas cumplir. Algunos ejemplos son:
ü  El padre que dice a su hijo que va a estar sin jugar durante un rato como consecuencia de su mal comportamiento y para que el niño lo deje estar en internet le da un juguete y le dice que se vaya.  
ü  Los padres que exigen a sus hijos mantener los juguetes y su cuarto ordenado y sin embargo  la cama de los padres pasa el dia entero destendida, papá cuando llega deja sus botas tiradas en la sala o mama no lava los enseres de cocina hasta el dia siguiente.
ü  Se les exige a los niños no morder a los demás, sin emabrgo los padres pasan siempre discutiendo en casa y en ocasiones los niños observan que se agreden físicamente o se lanzan objetos.
Recuerde, si hace alguna advertencia, manténgala hasta el final. Las amenazas vacías socavan su autoridad. Y no olvide que los niños aprenden observando a los adultos, especialmente a los padres. Así que asegúrese de que su comportamiento pueda servirle como modelo.
Elimine tentaciones
A estas alturas ya habrá descubierto que sus hijos han ido creciendo como grandes exploradores e investigadores del mundo. Los niños pequeños son curiosos por naturaleza, y es una parte normal e indispensable de su desarrollo, por lo que es una buena idea eliminar las tentaciones siempre que sea posible. Esto significa que aparatos como televisores, teléfonos y equipos de vídeo deben mantenerse fuera de su alcance, así como los objetos que pueda tragarse, como joyas, botones y cosas pequeñas que los niños pueden meterse en la boca.
En el caso de los adolescentes sobre todo en países consumistas estos aparatos existen en cada habitación, lo cual hace imposible que los padres puedan mantener un control de uso y acceso.
Recuerde, si queremos proteger a nuestros hijos debemos aprender a pensar como ellos y acondicionar el ambiente de tal forma que se minimizen los riesgos.

Penitencia o castigo.


Si necesita tomar alguna medida para disciplinar a su hijo, puede hacer que se se quede un rato en silencio y sin jugar. El truco aqui es el tiempo que debe pasar desde el momento que inicia el castigo y el momento que termina. Lo recomendable por edad hasta los 5 años, posteriormente son dos minutos por edad hasta los 12 años y de alli en adelante hay penitencias o castigos mas efectivos como por ejemplo quitarle los medios de comunicacion e interaccion social (telefonos, computadoras, video juegos, salidas o visitas) tambien mantener un horario estricto de entrada y salida de casa y una tecnica infalible es que tu hijo te vea en la escuela averiguando su asistencia.

Nuestro rol de padres es ser guía de nuestros hijos y hoy en dia los padres estan confundiendo y se dejan manipular por sus hijos con eso de que debes ser mi amigo. Y por ello se esta perdiendo el rol de autoridad y de guiadores o formadores, no olviden que la disciplina les sera agradecida por ellos en el futuro, asi como quienes la tuvieron la agradecen de sus padres. 


Recuerden, podemos tener autoridad sin ser autoritarios, mantener rutinas, establecer reglas y lograr que se cumplan…Son las claves para evitar que nuestros niños se convertan en tiranos.

domingo, febrero 05, 2017

Distintos tipos de fobias en los niños y recomendaciones para padres.



Como padres nos preocupan muchas cosas de nuestros hijos y en especial aquellas con las cuales nos sentimos incompetentes para ayudarlos a superar, entre estos padecimientos comúnes en los niños se encuentran las fobias.

La fobia es un trastorno de ansiedad relacionado con una situación, experiencia u objeto en la que el niño trata de evitar el temor o pánico por reacción no por comprensión. Estos miedos son irracionales, extremos e incontrolables y en ocasiones cuando los niños están muy pequeños son difíciles de reconocer y de determinar cuales son los estímulos que los desencadenan.

Las fobias son sucesos que pueden ocasionar temores leves como cerrar los ojos, temblores, sudoraciones, desmayos o generar reacciones peligrosas como la perdida de la respiración, perdida del habla o shock emocional, es por ello que es muy importante conocer cuáles son las fobias más comunes en los niños y como ayudarles.

Miedo a los insectos u animales: En determinadas edades es normal que los niños tengan miedo y es muy común en la 2da etapa del desarrollo comprendida entre los 2 a 7 años. El miedo a los animales e insectos suele producirse porque los niños pueden percibirlos como una amenaza para ellos. Este tipo de fobia exclusivamente se desarrolla cuando el niño ha sufrido un daño o mala experiencia con ese animal, cuando alguien ha utilizado el animal como amenaza hacia el, cuando el niño ha visto que un animal ha hecho daño a otra persona o cuando los padres o familiares tienen fobia a los animales.

Coulorophobia o Miedo a los payasos: También es otro trastorno de ansiedad común en los niños en la segunda etapa del desarrollo. Recordando que en esta etapa del desarrollo los miedos son irracionales y en su gran mayoría temporales principalmente en los primeros años de vida, es importante destacar que esta fobia esta condicionada por el maquillaje que usan los payasos mas que por su vestimenta. La falta de reconocimiento del niño a lo que comúnmente ha visto genera desconcierto y por ende temor. De las quejas que mas dan los niños referente a los payasos es el color rojo y lo grande de la boca, llevando a algunos niños a sentir que pueden ser devorados. Hoy en día el concepto de los payasos sobre todo en el maquillaje ha ido cambiando y haciéndolo menos grotesco. Los padres deben recordar que los niños no saben diferenciar la ficción de la realidad. Este es un factor clave para ayudarlos.

Agorafobia: Es el miedo a encontrarse en una situación donde sea difícil salir o recibir ayuda, este tipo de fobia se genera en niños que se han perdido en tiendas o cuando los padres no hacen el proceso de desprendimiento adecuado en el primer día de escuela.

Hematofobia o fobia a la sangre: Ante este tipo de fobia la respuesta es netamente visual, es decir se da ante la presencia de sangre. Lo mas característico de esta fobia es que el niño presenta un pánico intenso y evita a toda costa situaciones en las que pueda estar en contacto con la sangre, especialmente evita la visita a los hospitales o centros de salud. Hay distintas causas para que los niños tengan este trastorno, entre las mas destacadas están la causada por una experiencia traumática o una asociación con el color rojo y el dolor. La mayoría de las personas que crecen con este tipo de fobia sin tratar se vuelven hipocondriacas (creen que siempre están enfermos) y nosofobicas (miedo exagerado a contraer enfermedades).

Fobia Social: Esta fobia es la más común y no solo afecta a los niños, es un tipo de trastorno de ansiedad que se extiende hasta la adultez. La fobia social se caracteriza por el temor a ser expuesto socialmente y tiene distintos tipos de ramificaciones. El comportamiento de los padres en este tipo de fobia es fundamental, sobre todo porque la sobreprotección puede llevar al niño a desarrollar este desequilibrio muy fácilmente, al no saber cómo defenderse en el mundo exterior. Hoy en día con el incremento del bullying (acoso, exclusión, demostraciones de odio, etc.) los diagnósticos de fobia social se han incrementado y es por ello que los padres deben tomar acciones de educación a tiempo que les permitan enseñar a sus hijos a relacionarse socialmente.

¿Cómo ayudar a su hijo?

Existen muchos tipos de tratamientos terapéuticos para ayudar a los niños a superar estos trastornos de ansiedad, sin embargo, los padres pueden ayudar a que la superación sea mas corta, con excepción de la hematofobia que requiere ayuda de un especialista.
  1. Comprender su temor.
  2. No castigarlo o golpearlo cuando tenga una crisis de miedo. Darle el espacio para calmarse y conversar sobre el episodio. La seguridad en los niños esta condicionada por la buena comunicación con sus padres.
  3.  Ofrecerle su apoyo y ayudarle a que evalue su nivel de miedo.
  4. Enseñarle técnicas de respiración y de pensamiento positivo que lo ayude a calmarse por si mismo.
  5. Permitir que el niño se vaya desensibilizando al temor, es decir, hacer exposiciones cortas con excepción de la hematofobia. En este punto los videos funcionan perfectamente para ir introduciendo aspectos lógicos de comprensión que le hagan al niño racionalizar su temor y superarlo.

Mi lista de blogs

Seguidores